Donación A Escribir Desde El Alma

Miguel Ferrando, “Iliria”

En marzo un buen amigo poeta y cantor publicó su primer poemario. Alguien puede pensar que en este blog me dedico a dar hueco a los amigos poetas. Evidentemente esta introducción parece una justificación de porqué. Soy libre de explicitar en este blog aquello que más me interesa y me parece oportuno compartir. Conozco el poemario Iliria desde hace tiempo. Miguel es un ser fascinante muy conectado con la música lírica y con la poesía. Tiene una voz profunda y procaz, de la que no es ajena su poesía. Me cautivaron hace años algunos de sus poemas y me permito ponerlos a tu disposición.
No soy un crítico literario ni un brillante comentarista. Si quieres entrar en un lugar mágico y diferente, Iliria puede ser ese lugar. Estos tres poemas son una muestra nada significativa y muy subjetiva (dejo en el tintero poemas que podría orientar más al lector de por dónde va la poesía de Ferrando) pero que producen un efecto evidente en la persona lectora:
De mi silencio
Correrá mi voz,
como el musgo corre por las rocas.
Y quedará mi voz,
como queda del invierno el barranco socavado.
Surgirá lo demás de mi silencio.

Oscuro manantial, fértil pradera,
quiero adiestrar mi mano en tu cultivo,
quiero aprender las reglas de tu arte
y enmudecer las fauces del titán.

Como la lengua y la lengua que se acallan,
quiero rimar el blanco de un papel
con el grifo cerrado de la fuente.
Silencios en síncopa, cadencias de muralla.
Volcaré mi voz
en otra idéntica que la desmienta.

Cada grito de amor es una queja.
Cada canción una prisión de corcho.
Cada aullido de monstruo
una cascada intermitente de mercurio.

Hoy desconfío del silencio de los muertos recientes,
de las simientes aún no germinadas,
el silencio no rima con la nada, con la nada reciente,
con la nada que presencio entre mis quejas.

Es un acorde de ruidos, el silencio.
Tan perfecto, tan clásico, tan puro.
Tan fácil de perder, tan deshojado.
Armónico absoluto que a todos nos reflejas
y a todos nos soportas.

Yo sé que existe un tono primordial
de siete silencios que gravitan entre sí
y alrededor del alma.
Vivir es escucharlo. Callar, enloquecer de vida.
Sagrados poetas de la Atlántida,
hoy agradezco vuestros versos mojados,
vuestros oboes de vinos y burbujas
me refrescan los labios y me calman la furia.

Lluvia, lluvia
La lluvia, entre la fachada y yo,
desde abajo, un desagüe que traga,
una garganta muda, una cúpula que revive,
una pátina de cobre, la ciudad asciende,
el vendaval que aúna, un pelo de mujer que seca,
limpia, ahoga, el diluvio interior, una suela
encharcada, un corazón que cae,
el cuerpo que baja con las gotas, la respuesta más franca
es la del jíbaro, aguacero jíbaro
no me mojes la frente, rompimiento de euforia,
se deshace la fiesta, la soledad tiene excusa,
los amantes jíbaros se protegen los cráneos,
la garganta de luz, la saliva
es de humo, guerreros encogidos,
hermandades atlánticas, gime, sacia, socava,
el refugio más franco es la desnudez,
desertar de la lluvia es ya desertar, empaparte de gotas
que se anulan entre sí, que te disolverían,
como se disuelve el apocalipsis cotidiano
del regreso.

Como bruñe los arrozales, con el metal metafísico,
abajo el fermento, arriba Dios,
el espejo del agua refleja un volcán invertido,
una ciudad cayendo, volando, repoblando
los arrozales, las águilas y el perro cadáver,
no hay dolor tan franco como el del niño
o el egoísta, letanía alba de araucarias y tracas,
abajo un Dios, arriba la tormenta.
Volverán las gotas a inscribirse en su nube.
Volverá el poeta a celebrar la metáfora.
No hay entrega tan franca
como la del sagrado puerco.
Las hordas, las naciones jíbaras dominarán la tierra,
alboradas, se recogen, tempestades, urbes,
una biblia de comas y paréntesis.
La lluvia entre la facha y yo,
un desagüe que traga, una garganta muda,
desciende la ciudad y yo me siento desnudo,
un pelo de mujer, ahogo, el diluvio interior, limpia,
el corazón que sube, arriba Dios, abajo las anguilas,
la respuesta más franca es la del jíbaro.

Me parece maravillo poder coger un poema del poeta que traigo ante ti y agradecerle con sus versos la amistad y la sincronicidad de nuestros encuentros.
Me despido hasta la próxima, con este poema de Miguel Ferrando que se titula
Compañero
Todo sigue en Ti, todo te explica,
la mirada vuelta, buscándome tan mía.
Tú eres, por fin, mi Dios, la compañía,
un mar de mí, un magma que salpica
desde el fondo de mí, desde mi centro.

Te enseñé la soledad yo a Ti,
los juegos del olvido, el gesto mediante,
el miedo de ser menos que Tú,
tan de Dios, el pánico arrogante,
confundido. Y Tú, tan de mí,
me acompañaste.

Oleadas de Dioses, como cisnes,
vuelan a un país de lagos transparentes,
yo por mirar, yo por buscar la fuente
de las transparencias, cierro mis alas.
Y esa nación de Dioses como balas
De amor, rectifica su vuelo.

Rectifico la curva de mi sangre.
Dios de mis Dioses compañeros.
Rectifico de hombre y me hundo en tu mirada.
Con las alas de la tierra, a mi tierra dorada
de profetas y monstruos,
hoy os guío, yo el primero,
entre los Dioses, mi Dios, abro el camino.

Todo está en Ti, la mirada vuelta,
esperándome, la voz multiplicante y firme,
la alameda constante, el cristal traslúcido,
la suave voluntad,
la nostalgia de ser.
  
Miguel Ángel Cervantes Almodóvar
Miguel Ángel Cervantes Almodóvar

Poeta y mentor de personas creativas bloqueadas y escritores

2 comentarios:

  1. Gracias por compartir estos poemas de Miguel Ferrando. Veo que en Ibi Oculus hay un equipo excelente...
    Un abrazo a ambos

    ResponderEliminar
  2. Bueno Miguel Ángel, muchas gracias por poner los poemas, y por el comentario.
    Me alegra que eligieses estos tres, sobre todo el primero, más olvidado, me gusta que te interese ese silencio, denso y poblado, del que intento escribir. No estaba muy seguro de que llegase al lector con facilidad y siempre ayuda que un lector minucioso como tú lo saques a la luz (o mejor a los armónicos del alma)
    Estoy dando vueltas por tu Blog, atractivo, variado y siempre potente. Prometo seguirlo y disfrutarlo con más puntualidad. Un abrazo
    Miguel

    ResponderEliminar

Gracias por participar =)